Detesto más las malas máximas que las malas acciones.

— Jean-Jacques Rousseau —