Los consejos son rara vez bienvenidos, y aquéllos que más los necesitan son los que menos los agradecerán.

— Felipe Stanhope de Chesterfield —