Era un hotel triste. Triste como un perro negro de tres patas empapado por la lluvia de diciembre.
Haruki Murakami

Frases de Haruki Murakami - Era un hotel triste. Triste como un perro negro de tres patas empapado por la lluvia de diciembre.