Esto significa que deben vigilarse a sí mismos, que deben percatarse más y más de las influencias que buscan controlarles y dominarles; significa que jamás deben aceptar irreflexivamente, sino que deben cuestionar siempre, investigar y hallarse en estado de rebelión.
Jiddu Krishnamurti

Frases de Jiddu Krishnamurti  - Esto significa que deben vigilarse a sí mismos, que deben percatarse más y más de las influencias que buscan controlarles y dominarles; significa que jamás deben aceptar irreflexivamente, sino que deben cuestionar siempre, investigar y hallarse en estado de rebelión.

Más Frases


Me considero a mí mismo obligado a creer en sus ideales en tanto crea que están en lo cierto, pues ignorarlos sería huir como un cobarde. Mas, igualmente me considero obligado a combatir esos mismos ideales, desde el momento en que creo que son una aspiración vana, pues ignorarlo sería traición.
Naguib Mahfuz
Dime cuáles son para ti las 10 palabras más bellas de la lengua castellana y te diré quién eres
Nicanor Parra
El hombre superior es impasible; se le vitupere o se le alabe, siempre sigue adelante
Marlene Dietrich
-No sea ingenuo coronel -dijo el médico -Ya nosotros estamos muy grandes para esperar al Mesías.
Gabriel García Márquez
Los cuervos arrancan los ojos a los muertos cuando ya no les hacen falta; pero los aduladores destruyen las almas de los vivos cegándoles los ojos.
Epicteto
Si uno fracasa en las cosas importantes, es porque no tiene grandes ambiciones. La concentración, el interés; eso es lo que importa. Las aptitudes aparecen, las herramientas se forjan por sí solas.
Ian Fleming
Todo lo que yo he hecho fuera del flamenco ha sido para enriquecerme, yo como músico, y luego poder incorporarlo a la tradición del flamenco.
Paco de Lucía
Elevar a la categoría política de normal, lo que a nivel de calle es plenamente normal
Adolfo Suárez
En los festines acuérdate que tienes dos invitados: el cuerpo y el alma. Lo que des al cuerpo lo perderás
Epicteto
El orgullo de los pequeños consiste en hablar siempre de sí; el de los grandes en no hablar de sí nunca.
Voltaire