Sé que mi nacimiento es una casualidad, un accidente risible, y, no obstante, apenas me descuido me comporta como si se tratara de un acontecimiento capital, indispensable para la marcha y el equilibrio del mundo.
Emil Cioran

Frases de Emil Cioran - Sé que mi nacimiento es una casualidad, un accidente risible, y, no obstante, apenas me descuido me comporta como si se tratara de un acontecimiento capital, indispensable para la marcha y el equilibrio del mundo.

Más Frases


El espejo de la utopía nos proporciona una especie de teoría critica que ninguna mera política práctica ni filosofía sistemática pueden esperar desarrollar.
Hakim Bey
Se instalan puertas y ventanas para la habitación, pero del vacío interior depende su utilidad. Ponemos atención en la apariencia, pero lo que realmente sirve es la esencia
Lao-Tse
Las grandes empresas trasnacionales no solo atentan contra los interes genuinos de los países en desarrollo, sino que su acción avasalladora e incontrolada se da también en los paises industrializados donde se asientan
Salvador Allende
La explosión no tendrá lugar hoy. Es demasiado pronto... O demasiado tarde. No vengo en absoluto armado de verdades decisivas
Frantz Fanon
Hay algo más triste que envejecer, y es seguir siendo niño.
Cesare Pavese
Al primer amor se le quiere más, a los otros se les quiere mejor.
Antoine de Saint-Exupéry
Yo no persuadía a la gente con palabras, porque las palabras poco persuaden. Yo persuadí a la gente con hechos y con ejemplos. Yo les decía: Hay que trabajar. Pero yo le metía desde las cinco de la mañana hasta el otro día a las cinco.
Juan Domingo Perón
Recuerda que a los grandes dolores pone fin la muerte; que los pequeños se interrumpen con frecuentes intervalos de tranquilidad; y que a los sufrimientos medianos sabemos dominarlos.
Anónimo
Los prejuicios son la razón de los tontos
Voltaire
La gente quiere saberlo todo, y que inventar cuando no pueden adivinar ni la nada.
Giacomo Casanova