No admito que mi doctrina pueda ser juzgada por nadie
Martín Lutero

Frases de Martín Lutero - No admito que mi doctrina pueda ser juzgada por nadie