Todas las mujeres llegan a ser como sus madres; ésa es su tragedia.
Oscar Wilde

Frases de Oscar Wilde - Todas las mujeres llegan a ser como sus madres; ésa es su tragedia.

Más Frases


Ningún hombre puede tener el derecho de imponer a otro hombre una obligación no escogida, un deber no recompensado o un servicio involuntario.
Ayn Rand
No hay nada que los hombres más deseen conservar y menos cuiden que su propia vida
Jean de la Bruyere
Leed la Biblia una y mil veces; si no le tenéis gusto es que habéis perdido la llave del conocimiento.
Miguel Servet
... puesto que todo poder es relativo a su efecto.
David Hume
Como las ciudades en guerra, todas las mujeres tienen un flanco indefenso. Cuando se les descubre, la plaza se rinde inmediatamente.
Marqués de Sade
No se mueve ninguna hoja en este país si no la estoy moviendo yo, que quede claro (13 de octubre de 1981).
Augusto Pinochet
Ningún mortal se debe hacer ilusión de ser más temido que los dioses
Fidel Castro
Si la sociedad sigue a este paso creo que veremos místicos otra vez, como los hubo en todas las épocas oscuras. (...) Y la humanidad, como la tribu judía en el desierto, se pondrá a adorar a toda suerte de ídolos.
Gustave Flaubert
Los principios son claros y explícitos. El libre mercado está bien para el tercer mundo y su creciente contraparte en nuestro país. A las madres con chicos a cargo puede instruírselas firmemente acerca de la necesidad de la autosuficiencia, pero no a los ejecutivos e inversores dependientes, por favor. Para ellos debe florecer el estado benefactor
Noam Chomsky
Una sonrisa significa mucho. Enriquece a quien la recibe; sin empobrecer a quien la ofrece. Dura un segundo pero su recuerdo, a veces, nunca se borra.
Anónimo