En presencia de la ruina espiritual de España hay que ponerse una piedra en el sitio donde está el corazón y hay que arrojar aunque sea un millón de españoles a los lobos, si no queremos arrojarnos todos a los puercos
Ángel Ganivet

Frases de Ángel Ganivet - En presencia de la ruina espiritual de España hay que ponerse una piedra en el sitio donde está el corazón y hay que arrojar aunque sea un millón de españoles a los lobos, si no queremos arrojarnos todos a los puercos

Más Frases


Tengo una fotografía en la casa de Fred Astaire desde las rodillas hacia abajo con los pies cruzados. Es una especie de inspiración porque me recuerda a sus pies que sangraban al final de los ensayos. Sin embargo, cuando lo ves, todo lo que ves es la libertad. Es un recordatorio de lo que el trabajo se trata, en general, no sólo estar en musicales.
Alan Rickman
La ciencia que se aparte de la justicia más que ciencia debe llamarse astucia.
Cicerón
Al hombre le gusta ver a su amigo humillado ante él; para la mayoría la amistad está basada en la humillación
Fiódor Dostoyevski
¿Qué es felicidad? — El sentimiento de que el poder crece, de que una resistencia queda superada.
Friedrich Nietzsche
La historia ha demostrado mil veces que no hay nada mas peligroso como un español acorralado 10 de Febrero de 2013
Arturo Pérez-Reverte
El hombre es un pedazo del universo hecho vida
Ralph Waldo Emerson
El ministro debe morir más rico de buena fama y de benevolencia que de bienes
Nicolás Maquiavelo
Mientras la violencia de los opresores hace de los oprimidos hombres a quienes se les prohíbe ser, la respuesta de éstos a la violencia de aquéllos se encuentra infundida del anhelo de búsqueda del derecho de ser.
Paulo Freire
A mi lo que me estimula es llegar a un teatro y que aquello suene bien, entonces con experiencia de haber ido a ese teatro, muchas veces me he dado cuenta que la inspiración no es un estado de ánimo que viene del cielo, es algo físico, de pronto aquello que suena bien y cada vez que toco allí viene la inspiración.
Paco de Lucía
El trabajo hecho a gusto no cansa jamás
Thomas Jefferson