A veces me pregunto porque la vida es tan bella; ahora ya lo sé: es porque tú estás en ella.
Anónimo

Frases de Anónimo - A veces me pregunto porque la vida es tan bella; ahora ya lo sé: es porque tú estás en ella.

Más Frases


No es mi arrogancia intelectual la que habla de mi rigor científico. Ni la arrogancia es señal de competencia ni la competencia es causa de la arrogancia. Por otro lado, no niego la competencia de ciertos arrogantes, pero lamento que les falte la simplicidad que, sin disminuir en nada su saber, les haría mejores personas. Personas más personas
Paulo Freire
En el campo de la investigación el azar no favorece más que a los espíritus preparados.
Louis Pasteur
En el corazón tenía la espina de una pasión. Logré arrancármela un día: ya no siento el corazón.
Antonio Machado
Cuando se inicia y desencadena una guerra lo que importa no es tener la razón, sino conseguir la victoria
Adolf Hitler
Lo siento por las personas que no beben. Cuando despiertan por la mañana, se sienten tan bien como se van a sentir el resto del día
Frank Sinatra
La revolución comienza en casa, en tu corazón, en tu negativa de comprometer tu fe y lo que vales.
Paul David Hewson
En los comienzos de un amor, los amantes hablan del porvenir; en su declive, hablan del pasado
André Maurois
Procura instruirte mientras vivas; no creas que la vejez trae consigo la razón.
Solón
Quieren que me haga diferente. Y sin ellos hacerse diferentes y sin nada hacerse diferente. ¿Y de qué me haría diferente?
Antonio Porchia
Conviene vivir considerando que se ha de morir; la muerte siempre es buena; parece mala a veces porque es malo a veces el que muere.
Francisco de Quevedo