En toda obra de genio reconocemos nuestros pensamientos rechazados.
Ralph Waldo Emerson

Frases de Ralph Waldo Emerson - En toda obra de genio reconocemos nuestros pensamientos rechazados.

Más Frases


El hombre es el único animal con capacidad de observarse a sí mismo y que ha sido dotado de la dolorosa capacidad de haber querido siempre saber el porqué.
Nadine Gordimer
El hombre está visiblemente hecho para pensar. En ello radica su fin y su esencia (...). Pero ¿en qué piensan las gentes? Jamás en esto, sino en bailar, cantar, hacer versos, correr sortijas, construir seres, hacerse reyes sin saber lo que es ser rey y ser hombre.
Blaise Pascal
Hay ciertas cosas en las que la mediocridad es intolerable: la poesía, la música, la pintura, la elocuencia pública. ¿Qué tortura es escuchar un discurso frío se pomposamente declamado o de segunda categoría verso hablado con ampulosidad todo mal poeta Sitio!
Jean de la Bruyere
No cambies de opinión tan a menudo sobre lo que debo hacer; decidite y mantené tu decisión, porque si no viviré siempre pendiente del próximo cambio de idea
Jorge Bucay
Soy partidario del amor libre: la no institucionalización de los afectos, sea con puntillitas de juez o con estola
Pablo Castellano Cardalliaguet
¿Cuantos maricas hay por acá como Whitey Ford? ¡Si les gusta Whitey Ford, quiero que saquen los pitos de sus culos y que los ondéen al viento! Ese hijo de puta se rió de mí en un disco, así que yo me río de él.
Eminem
Ojalá que la lluvia deje de ser milagro que baja por tu cuerpo. Ojalá que la luna pueda salir sin ti. Ojalá que la tierra no te bese los pasos
Silvio Rodríguez
Las cosas son exactamente lo que aparentan, y detrás de ellas… no hay nada
Jean-Paul Sartre
Sham Harga había llevado con éxito un negocio de comidas durante muchos años sonriendo siempre, no fiando nunca, y dándose cuenta de que la mayoría de sus clientes querían la comida correctamente equilibrada entre los cuatro grupos alimenticios: azúcar, gelatina, grasa y trocitos crujientes quemados.
Terry Pratchett
La señora se arrodillara, diciendo su Ave María; Ella no cree, pero entre los católicos, incluso los escépticos son corteses.
Graham Greene