Cuando una chica va a una fiesta, siempre aparecen esos tipos con la sonrisa de 'qué guapo soy ninguna se me puede resistir'. Una chica puede prescindir olímpicamente de estos chicos. Sin embargo, aquéllos de gafas gruesas que se esconden tímidamente en las esquinas, éstos resultan irresistibles para las chicas.
Marilyn Monroe

Frases de Marilyn Monroe - Cuando una chica va a una fiesta, siempre aparecen esos tipos con la sonrisa de 'qué guapo soy ninguna se me puede resistir'. Una chica puede prescindir olímpicamente de estos chicos. Sin embargo, aquéllos de gafas gruesas que se esconden tímidamente en las esquinas, éstos resultan irresistibles para las chicas.