La mujer y el libro que han de influir en una vida, llegan a las manos sin buscarlos
Enrique Jardiel Poncela

Frases de Enrique Jardiel Poncela - La mujer y el libro que han de influir en una vida, llegan a las manos sin buscarlos

Más Frases


Casi todo lo que realice será insignificante, pero es muy importante que lo haga.
Mahatma Gandhi
Los niños tienen que recordar que cuando se pone algo en Twitter, no es como que susurra a su amigo, lo has puesto en un cartel que el mundo entero, incluyendo a sus propios hijos algún día, se puede ver.
Bill Cosby
El hombre no se satisface con menos de Dios
Juan de la Cruz
En mis hijos quiero reparar el ser hijo de mis padres: y en todo el futuro quiero asimismo reparar este presente.
Friedrich Nietzsche
La mejor manera de descubrir si tenemos el amor de Dios es ver si amamos a nuestro prójimo
Santa Teresa de Jesús
En mi opinión, he sido un niño pequeño que, jugando en la playa, encontraba de tarde en tarde un guijarro más fino o una concha más bonita de lo normal; el océano de la verdad se extendía, inexplorado, delante de mí.
Isaac Newton
Cierta aristocracia, educada desde la infancia para considerar su nombre como una ventaja interior que nada puede quitarle, sabe que puede evitarse -pues nada le añadirían- los esfuerzos que sin resultado posterior apreciable hacen tantos burgueses por profesar sólo opiniones bien consideradas y frecuentar sólo a personas bienpensantes
Marcel Proust
He observado que después del matrimonio las personas dejan de ser curiosas.
Antón Chéjov
La ley jamás hizo a los hombres un ápice más justos; y, en razón de su respeto por ellos, incluso los mejor dispuestos se convierten a diario en agentes de la injusticia.
Henry David Thoreau
Wir fühlen, daß selbst, wenn alle möglichen wissenschaftlichen Fragen beantwortet sind, unsere Lebensprobleme noch gar nicht berührt sind. Freilich bleibt dann eben keine Frage mehr; und eben dies ist die Antwort.
Ludwig Wittgenstein