Que un entendimiento finito no puede comprender lo infinito.

— Baruch Spinoza —