No sé la razón de la sinrazón que a mi razón aqueja.

— Félix Lope de Vega y Carpio —